HUMANIDAD Y COSMOS es un programa que trata de traerle a usted eso que siempre se preguntó y nunca tuvo la oportunidad de escuchar… Hechos históricos ocultados, fenómenos insólitos, creencias, mitos y leyendas, arqueología proscripta, seres extraños, energías prohibidas, noticias curiosas, científicos censurados, el misterio de los objetos voladores no identificados, profecías y vaticinios, sociedades secretas, ecología, enigmas y soluciones para vivir física y espiritualmente sanos.


martes, 25 de septiembre de 2012

EL RÍO YANGTSÉ SE VOLVIÓ ROJO

Este río de China, el más largo de Asia  y el tercero en el mundo detrás del Amazonas y el Nilo, ha cambiado su coloración habitual, algo que ya preocupa a las autoridades chinas. 

El río más largo de Asia y el tercero más
largo del mundo ahora tiene aguas de color rojo.
Un extraño y llamativo fenómeno ocurrió en el río más largo de China. El río Yangtsé, que recorre el sudoeste de China, se volvió rojo hace unos días. Las aguas de este río han estado mezclándose lentamente con las de otro río, el Jialing. El año pasado el río Jian, de la ciudad de Louyang, también se tornó rojo porque, aparentemente, dos talleres ilegales de tintura tiraron sus desechos al agua, contaminándolo. 

El Yangtsé tiene una logitud aproximada
de 6.300 kilómetros.
El Yangtsé tiene una longitud de aproximadamente 6.300 kilómetros y se desliza íntegramente dentro del territorio chino, descarga 31.900 m³/s y drena una amplísima cuenca de 1.800.000 km². Una de las presas en el curso del río, la presa de las Tres Gargantas, que es la represa más grande del mundo y asimismo la mayor central hidroeléctrica, podría tener algo que ver con el cambio de coloración. 

La gente del lugar se está preguntando
que pasa con el Yangtsé.
El insólito color rojizo se hace más fuerte en el tramo fluvial que atraviesa la ciudad de Chongqing, donde se conecta con el río Jialing y cerca de la presa de las Tres Gargantas. Esta monumental obra dejó bajo el nivel de las aguas a 19 ciudades y 322 pueblos, afectando a casi 2 millones de personas y sumergiendo unos 630 km2 de superficie de territorio chino. Toda la destrucción (que también inundó miles de sitios arqueológicos), se hizo para proveer de electricidad solamente al 3% de la demanda de energía de China. 

La gente del lugar se está preguntando qué pasa con el Yangtsé y se tejen varias hipótesis para explicar la situación. Incluso algunos citan a la Biblia diciendo que, de acuerdo con el Libro del Apocalipsis, en el capítulo 16:4, “El tercer ángel derramó su copa sobre los ríos, y sobre las fuentes de las aguas, y se convirtieron en sangre”. Eso significaría que estamos frente a un símbolo del Día del Juicio Final. 

Los pescadores continúan sus labores
con normalidad.
Algunos científicos chinos atribuyeron el fenómeno a una excesiva proliferación de algas rojas, pero lo curioso es que aún no lograron encontrar ninguna. Otros sugieren que se debe a la contaminación industrial o el derrame de alguna sustancia de color rojo. Sin embargo, los pescadores y otros trabajadores que dependen del río continúan sus labores con normalidad, pese al peligro de una intoxicación, no solo en caso de una procedencia química de la sustancia colorante, sino también de su origen orgánico.

Observe las filmaciones actuales del río Yangtsé:



2 comentarios:

  1. es una lastima destruir un río tan lindo e importante como este... En vez de estar pensando que es obra de "Dios" deberian estar buscando una explicación; una solución.

    ResponderEliminar